Compartir

 

JUAN MANUEL MILLÁN

 

El alcalde de Acapulco, Evodio Velázquez Aguirre, encabezó la conmemoración de un evento político-religioso sobre los 496 años del “descubrimiento de la bahía de Santa Lucía”, cuando su cabildo el año pasado desconoció tanto el nombre del santo católico como a la supuesta sesión de Cabildo de la administración zeferinista que hizo oficial el festejo el día 13 de diciembre.

Al parque de la Reina se dieron cita autoridades eclesiásticas, educativas, del gobierno municipal de Acapulco, sociedad civil, para celebrar la festividad de Santa Lucía, conocida como la Reina de los Mares,  siendo que la bahía supuestamente fue descubierta por los españoles en 1521,  y bautizada como Bahía de Santa Lucía, y aunque no existen evidencias de este hecho histórico, el rector de la Universidad Americana de Acapulco, Mario Mendoza Castañeda, al término del evento ofreció mostrar un testimonio en el que se asienta que un tal Francisco el Chico habría sido enviado por Hernán Cortés a conquistar esta región, junto con el grupo de personas que lo acompañaban y encontraron la belleza natural de la bahía, un 13 de diciembre, fecha en que se conmemora a Santa Lucía de Siracusa, Italia, “pero no se quedaron aquí sino hasta cuatro años después”, comentó.

Sin embargo,  en la sesión de cabildo celebrada el 27 de junio de 2016, el cuerpo edilicio acordó llamar a la bahía simplemente Bahía de Acapulco, ya que el director técnico y administrativo del Cabildo, Francisco Delgado García, investigó que nunca se llevó a cabo una sesión de Cabildo  el 13 de diciembre de 2002 y ratificado el 27 de diciembre del mismo año, en la que supuestamente el gobierno de Zeferino Torreblanca Galindo acordó llamarla Bahía de Santa Lucía.

Por esa razón, “queda sin vigor el Acuerdo Aprobado en Sesión de Cabildo  Efectuada el 27 de diciembre de 2002, en el que se instituyó el 13 de diciembre de 2002 como el Día de la Bahía de Santa Lucía, ya que se ratificó un acuerdo inexistente”, dice el documento firmado y aprobado por unanimidad  y publicado en la Gaceta Municipal.

Cabe mencionar que en la Cuarta Carta de Relación, enviada por Hernán Cortés al rey Carlos V, fechada el 15 de octubre de 1524, en la que relata diversos acontecimientos ocurridos a partir de  su Tercera Carta, fechada el 15 de mayo de 1522, habla de haber instruido a sus hombres, para que fueran a un pueblo llamado Tlachco (en el actual estado de Guerrero) en busca de estaño para mezclarlo con cobre y hacer el armamento de bronce que requería para someter a los pueblos indígenas que se oponían al dominio español.

Sin embargo, hasta el 15 de octubre que fue fechada la Cuarta Carta de Relación, Cortés aún no habla de la expedición al ahora puerto de Acapulco, ni tampoco lo hacen los historiadores, como el tampoco el cronista Bernal Díaz del Castillo.

De acuerdo con la ruta de Hernán Cortés una vez que pisó tierra, después de dejar Cuba, lo hizo en Cozumel, luego en Tabasco, Veracruz, Tlaxcala, Puebla, Estado de México, hasta llegar a tomar Tenochtitlán el 13 de agosto de 1521. Sin embargo, en el parque de la Reina en Acapulco se festejaron los 496 años del descubrimiento de la “Bahía de Santa Lucía”, como si hubiera sido descubierta el 13 de diciembre de 1521.

Entre el 15 de mayo de 1522 y el 15 de octubre de 1524, Cortés envió una expedición al poblado de Taxco el Viejo, conocido entonces como Tlachco, en busca de estaño, para fabricar bronce y continuar sometiendo a los pocos pueblos aliados a los mexicas.

En los portales disponibles en la Web, se menciona que Acapulco fue fundado por Antonio de Mendoza y Pacheco, primer virrey de la Nueva España al designar al primer alcalde. Y Fernando de Santa Ana llevó a 29 familias españolas provenientes de la Ciudad de México para colonizar Acapulco en el año de 1550.

Aunque los historiadores también registran el 30 de junio de 1532, cuando Diego Hurtado de Mendoza partió de Acapulco para explorar el Mar del Sur, siendo otra fecha considerada como la fundación de Acapulco. Mientras que en 1533 Juan Bautista Moya fundó la primera parroquia en Acapulco.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here